Las 20 mejores fondues eléctricas

¿Cómo elegir el mejor juego de fondue eléctrica?

Es perfecto para "sorprender" a tu invitado o invitados en una ocasión especial, pero también es una bonita idea de regalo. ¿Pero cuáles son las características que nunca pueden faltar en un buen juego de fondue? ¿Cómo elegir lo "mejor" para ti, lo que mejor se adapte a tus necesidades? Seguramente los primeros aspectos que hay que considerar al comprar un juego de fondue son la "composición" del juego, es decir, los elementos que lo componen, y el tipo de alimentación, pero la calidad de los materiales y la practicidad de uso, así como los accesorios y el mantenimiento, también juegan un papel decisivo. Trataremos esto en detalle en los siguientes párrafos.

Elementos constitutivos y accesorios

Hecho en diferentes tamaños y en diferentes materiales - cerámica, acero, cobre, metal, hierro fundido - la olla generalmente tiene un fondo grueso, para evitar que la comida se queme, perjudicando así el éxito del plato. La pequeña cocina, colocada debajo de la olla mencionada, tiene la finalidad de mantener su contenido a una temperatura uniforme, para un grado adecuado de cocción y consistencia de la fondue. Los tenedores, finalmente, están equipados con largos mangos de madera, para evitar el sobrecalentamiento de los mangos y las desagradables quemaduras al servir durante la comida. Con sus dientes ligeramente ganchudos, también permiten perforar fácilmente la porción deseada sin "perderla". En los paquetes más buscados, se caracterizan por diferentes colores, para no crear confusión entre su propio tenedor y el de otros huéspedes.

Además del kit básico - recién exhibido - el juego de fondue también puede incluir ciertos accesorios, como bandejas y porta-salsas.

Materiales

Estamos en presencia de un producto que debe ser sometido a altas temperaturas, por lo que un material de buena calidad garantizará una vida más larga. El acero inoxidable es la mejor solución a este respecto, porque es resistente al óxido y a la corrosión: de hecho, es particularmente adecuado para platos de carne o de verdura, que serán "sumergidos" en aceite a una temperatura uniforme para no quemarse. Materiales como la terracota o la cerámica son la opción preferida si se quiere hacer fondue de queso o de chocolate, ya que evitan que los ingredientes se peguen al fondo.

Tipo de alimentación

En el mercado existen dos tipos de juegos de fondue, con quemador y eléctricos, cuyas diferencias se encuentran en la forma de uso - que veremos en breve - y en la velocidad de calentamiento. Con respecto a este último punto, en particular, el tipo eléctrico permite alcanzar la temperatura requerida en poco tiempo y de forma independiente, mientras que el que tiene quemador necesita más tiempo. ¿Hacia qué fondue se inclinará? La elección es puramente personal, dependiendo de la practicidad de lo que se busca y el espacio disponible, sin descuidar, por supuesto, el precio. Incluso si - hay que decirlo - las dos categorías, en principio, se caracterizan por unos costes bastante similares.

Y hay algo más. Los "defensores" de la tradición sostienen que el juego de fondue eléctrica no utiliza los materiales más adecuados: el recipiente en el que se coloca el ingrediente que se va a fundir es generalmente de metal, lo que hace que pierda las características que hacen que una fondue sea "perfecta" si se hace en las ollas adecuadas, es decir, cerámica para el queso y el chocolate, y metal para la carne. Esto explica por qué las macetas de este juego suelen estar equipadas con una capa antiadherente "compatible" con todas las fondues. ¿El procedimiento a seguir? Muy simple. Este tipo de aparato, compuesto por la plataforma de cocción y la olla, así como los tenedores largos, implica la inserción del tapón, el ajuste de la temperatura adecuada y la medición del peso de los ingredientes. Concluimos subrayando la potencia de estos aparatos, 25W en los modelos básicos, alrededor de 800W en los de mayor rendimiento.

Practicidad de uso y mantenimiento

La practicidad de su uso se expresa no sólo en la ligereza y fácil manejo del juego de fondue, sino también en las operaciones de limpieza y mantenimiento. A este respecto, después de su uso, simplemente sumerja el recipiente en agua, para evitar que los residuos del ingrediente derretido -que quedan dentro de él- se enfríen y creen incrustaciones. Luego proceda con el lavado normal, usando agua corriente y detergente para platos.

Deja un comentario

verifyserptrade